Mercedes-Benz VISION EQXX
El Mercedes-Benz Vision EQXX es cómo imaginamos el futuro de los coches eléctricos

Mercedes-Benz sigue apostando por lo eléctrico, esta vez con un prototipo diseñado para obtener la mayor eficiencia energética que será capaz de superar los 1.000 km con una sola carga.

El Mercedes-Benz Vision EQXX es un prototipo de última generación que ha sido presentado de forma digital antes de la apertura del CES de Las Vegas. A pesar de que Mercedes ya ha confirmado que no asistirá al evento debido a la pandemia producida por la COVID-19, no ha sido un impedimento para que anuncie con orgullo que se trata del automóvil más eficiente jamás construido. El prototipo ha sido desarrollado con la colaboración de los mejores ingenieros de Fórmula 1 y Fórmula E. Gracias a esto están demostrando que "las innovaciones de los deportes de motor tienen una relevancia inmediata para el desarrollo de los coches de carretera". 

Debido a la autonomía de más de 1.000 kilómetros con una sola carga, este prototipo se convierte en el vehículo eléctrico ideal para viajar por carretera. Aunque la autonomía era la fortaleza que buscaba la marca, Mercedes afirma que el punto fuerte del Vision EQXX es su eficiencia, pues consume menos de 10 kWh por cada 100km. El equipo de ingeniería ha desarrollado un sistema eléctrico de 900 voltios, sistema que alimenta a un único motor trasero de 204 caballos de potencia. Se trata del eléctrico más preciso y eficiente hasta la fecha. Mercedes ha anunciado que el 95%  de su energía se emplea en mover las ruedas, dato que representa más del doble de la media de los coches eléctricos actuales. Consigue un 28% más de autonomía que el Mercedes EQS, pero con una batería un 50% más pequeña y un 30% más ligera. 

La estructura ha sido diseñada desde cero empleando materiales ligeros, anunciando un peso de 1.750 kilogramos, de los cuales 495 de ellos provienen de la batería. La reducción del peso ha sido otro factor importante. En colaboración con algunas start-ups, los ingenieros de Mercedes han utilizado herramientas digitales para reducir el peso mediante la eliminación del exceso de material, creando nuevas piezas con la ayuda de la impresión 3D.

Mercedes-Benz VISION EQXX

En cuanto al aspecto exterior, es una escultura realizada por Gordon Wagener, responsable de las formas de los últimos Mercedes. En este prototipo han priorizado los criterios aerodinámicos para definir las formas de este cuatro plazas, pues la parte frontal carece de cualquier abertura de aire, la caída del techo es propia de un modelo deportivo, cuenta con una tira de led trasera, además de un alerón inferior extensible que mejora la resistencia al viento. Con todo esto, el Vision EQXX logra un coeficiente aerodinámico de 0,17, cifra inalcanzable en los coches actuales. 

El VISION EQXX será el adelanto de la nueva tecnología y una base en la que se cimentarán los nuevos modelos eléctricos de la marca. Además, según Mercedes, han dado un salto para "liderar el software del automóvil". Cuenta con una pantalla plana que recorre el salpicadero de un extremo a otro, con esto se consigue un interior minimalista, con tres salidas de ventilación, una consola central y unos asientos de estilo vanguardista. Para el diseño interior se ha seguido la línea de la sostenibilidad, utilizando materiales sostenibles con detalles de diseño de inspiración orgánica. Buscan la máxima comodidad y estilo con un peso mínimo, y sin utilizar ningún producto de origen animal.

Te podría interesar