Épica remontada de Max Verstappen y doblete de Red Bull en Bélgica
A pesar de una increíble salida de Alonso, el incidente con Lewis Hamilton ha sentenciado al asturiano el resto de la carrera

Desde la decimocuarta posición hasta la primera en tan solo 18 vueltas. El holandés lo vuelve a hacer y deja fuera de combate a Ferrari

No hay rival para Max Verstappen. El de Red Bull no ha tenido problemas en remontar posiciones, desde la decimocuarta a la primera, en tan solo 18 vueltas. El safety car del comienzo de la carrera y la activación del DRS han ayudado a que Verstappen adelantase a Carlos Sainz, colocándose como líder, una posición que mantendría hasta el final.

La jornada comenzaba con la noticia de que el Gran Premio de Bélgica volverá la temporada que viene. Tras muchas especulaciones sobre la continuidad de este circuito, la FIA ha confirmado que no será la última carrera que veamos en Spa-Francorchamps, aunque el contrato firmado es de un año.

"La Fórmula 1 puede confirmar que el Gran Premio de Bélgica estará en el calendario de 2023 tras llegar a un acuerdo para ampliar nuestra colaboración. Se anunciarán más detalles sobre el calendario de 2023 a su debido tiempo", decía el comunicado de la máxima categoría.

A los muchos pilotos fuera de posición se les acababan uniendo dos más, Yuki Tsunoda, quien ya anunciaba por la mañana que saldría desde el pitlane, y Pierre Gasly, que daba la sorpresa en el último momento saliendo desde el pitlane junto a su compañero. Esto ha dejado un hueco vacío en medio de la parrilla, lo que alzaba a todos los penalizados una posición más arriba.

En la salida, los penalizados y Carlos Sainz eran los únicos en escoger el neumático blando para las primeras vueltas, mientras que todos los demás optaban por el medio. Esto le dio una gran ventaja al madrileño en la salida, desmarcándose del mexicano, que se había quedado dormido en la salida y perdía su posición privilegiada frente a los Mercedes.

Fernando Alonso había realizado también una increíble salida, que se vio perjudicada por un incidente con Lewis Hamilton. El británico intentó cerrarle el exterior al piloto de Alpine causando un toque entre ruedas, lo que hacía que el Mercedes de Hamilton saliese por los aires. Este ha sido un incidente muy parecido al que protagonizó junto a Max Verstappen en Monza 2021. De esta colisión Alonso salía ileso y conseguía mantener la cuarta posición, mientras que a Hamilton le pedían que parase el coche.

Momentos antes de que la bandera amarilla ondease en el trazado belga, Nicholas Latifi tenía una salida de pista que acababa en un trompo que hacía que Valtteri Bottas tuviese que retirarse de la pista, acabando contra el muro. Latifi pudo completar la carrera mientras que Bottas quedaba fuera de combate.

El Safety Car aparecía en pista y Sainz perdía la ventaja obtenida en la salida, lo que hacía que Checo se le acercase peligrosamente. Al mexicano le seguían George Russell y Alonso, que no perderían tiempo en intentar un adelantamiento que dejase al Red Bull fuera de combate, aunque esto no llegaría a ocurrir. Charles Leclerc aprovechaba el coche de seguridad para entrar a boxes pues un plástico de la visera se había metido en uno de sus frenos, causando la salida de humo de su monoplaza.

Las posiciones durante el Safety Car eran: Carlos Sainz, Sergio Pérez, George Russell, Fernando Alonso, Sebastian Vettel, Daniel Ricciardo, Alex Albon, Max Verstappen, Lance Stroll, Kevin Magnussen, Esteban Ocon, Lando Norris, Guanyu Zhou, Mick Schumacher, Yuki Tsunoda, Pierre Gasle, Charles Leclerc y Nicholas Latifi.

En la resalida, Sainz volvió a hacer una gestión magistral y en solo una vuelta consiguió sacar a Pérez de la zona de DRS. Russell y Alonso pelearon por la tercera posición del podio, pero el de Mercedes ganó la batalla, con Verstappen al acecho en quinto puesto después de sólo seis vueltas.

En la vuelta ocho de 44, Verstappen llegó a posiciones de podio tras adelantar con relativa facilidad a Alonso gracias al DRS, registrando tiempos por vuelta hasta un segundo más rápido que Sainz, que lideraba la carrera con cuatro segundos de ventaja respecto a Verstappen, también con blandos.

Debido a la alta degradación de los compuestos blandos, Carlos Sainz entraba a boxes en el giro 12 para poner un compuesto de medios. Esto dejaba indefenso a Checo, provocando que Verstappen escalase hasta la primera posición tras un fácil adelantamiento. Alonso, que se encontraba luchando por la cuarta posición, también entraba en esa vuelta para montar un segundo juego de medios, mientras que Russell realizaba su pit stop varias vueltas más tarde.

Leclerc perdía la cuarta posición en favor de un Russell que llevaba gomas diez vueltas menos desgastadas y empezaba a sufrir con la degradación de sus compuestos medios. Por detrás, la lucha por la zona de puntos estaba muy igualada, con Albon, Vettel, Ocon y Ricciardo ocupando las últimas posiciones de puntos separados por menos de tres segundos, todos ellos con compuestos duros.

Llegada la vuelta 18 Verstappen no tuvo problemas en adelantar a Sainz gracias al DRS. Al final de esa misma vuelta el de Red Bull ponía una distancia superior a los dos segundos frente al madrileño. Tres vueltas más tarde Checo conseguía pasar al de Ferrari, asegurándose un doblete para el equipo Red Bull en el Gran Premio de Bélgica.

Cuando apenas quedaban 10 vueltas para la bandera de cuadros, Russell recortaba un segundo por vuelta a Sainz, acercándose a la tercera posición, frente a un Ferrari que parecía ser menos competitivo en tanda larga que en tanda corta. Alonso recuperaba la sexta posición a pesar de llevar un compuesto de duros frente a los medios de Vettel, Gasly, Ocon, Albon, Stroll y Norris.

En las últimas 4 vueltas de carrera, el ritmo del piloto británico de Mercedes cayó de repente, lo que permitió a Sainz coger algo de aire, volviendo a subir la diferencia por encima de los dos segundos, asegurándose la tercera posición de podio.

Max Verstappen cruzaba la bandera de cuadros en primera posición, con una ventaja de 17.8 segundos respecto a su compañero de equipo. Sainz completaba el podio, 2.2 segundos por delante de Russell.

Al término de la jornada, Charles Leclerc recibió una sanción de cinco segundos por exceder el límite de velocidad en el pitlane durante su última parada en boxes para intentar buscar una vuelta rápida que no logró, lo que le llevó a perder una posición con Fernando Alonso, que escaló hasta el quinto puesto y dejó al monegasco sexto.

Te podría interesar